null: nullpx
México

Finlandia… Gracias Finlandia!!

Se debe ser agradecido con el conjunto escandinavo, pero, solamente desde el punto de vista anímico, puesto que este Tri aún no convence.
3 Jun 2015 – 02:58 PM EDT
Reacciona
Comparte

Se debe ser agradecido con el conjunto escandinavo, pero, solamente desde el punto de vista anímico, puesto que esta selección ‘Mexi-Mérica’ no alcanzó a conformar desde lo futbolístico las expectativas que se habían creado en torno a su nuevo timonel.

El análisis, se sabía con antelación, caería sobre el funcionamiento del equipo de Miguel Herrera porque era eso lo importante, conocíamos el desgano con que los europeos arribarían a este partido amistosos después de haber sido eliminados del Mundial, y que sólo demostraría parte de la esencia de su juego, es decir, su potencia física, su capacidad aérea y poco más.

Con este panorama, el Tricolor debía imponer su juego para ir armando un equipo convincente basado en el esquema del ‘Piojo’ Herrera, y en este sentido es donde hacemos hincapié para ahondar en dicho concepto y evaluar el trabajo de la Selección de México en San Diego.

Se superó una traumática etapa de muchos encuentros con falta de goles, y el 4-2 final debería darnos esperanzas de un paso adelante en ese departamento que había fallado durante el año en curso, además, no se podría descalificar la zona media donde Carlos Peña y Luis Montes tuvieron un partido acertado; sin embargo, también se encajaron tantos en contra, y eso es lo preocupante en una escuadra que tuvo el control del juego.

Se acortan los tiempos a partir de ahora esperando a Nueva Zelanda, y este lapso, el nuevo estratega nacional tendrá que ajustar a partir de las conclusiones que haya sacado del comportamiento de sus hombres en cada línea del equipo; donde, por ejemplo, Jesús Corona ofrece mayor seguridad que Moisés Muñoz en el arco, Rafa Márquez es más importante en el vestuario que sobre el terreno de juego y la presencia de gente de mayor experiencia internacional no estaría mal ser tenida en cuenta para enfrentar a los neocelandeses.

Por ahora, sólo hay que agradecer a Finlandia que ayudó, en su justa medida, a levantar un ánimo venido a menos en México; era lo que hacía falta para mirar con esperanza al futuro.

Reacciona
Comparte
RELACIONADOS:México

Más contenido de tu interés