Ciclismo

    Ciclista holandesa Amy Pieters en coma artificial tras una caída en un entrenamiento

    La campeona ciclista holandesa Amy Pieters fue operada de las lesiones en la cabeza sufridas tras una caída durante un entrenamiento.

    whatsappLogoOutline
    facebookLogoOutline
    twitterLogoOutline
    envelopeOutline

    Por:
    Juan Carlos Cedeño.


    Video Ciclista queda en coma tras una caída en un entrenamiento
    La campeona ciclista holandesa Amy Pieters fue operada de las lesiones en la cabeza sufridas tras una caída durante un entrenamiento.
    0:49 mins

    La campeona ciclista holandesa Amy Pieters fue operada de las lesiones en la cabeza sufridas tras una caída durante un entrenamiento el jueves y fue inducida al coma artificial, indicó este viernes su equipo Team SD Worx. Un accidente que recuerda el sufrido por Alex Zanardi.

    "Amy Pieters fue operada ayer (jueves) en la cabeza. Durante la operación los médicos han reducido la presión provocada por el accidente. Será inducida a un coma artificial durante unos días", precisó la formación en un comunicado publicado en su cuenta de Twitter.

    Publicidad

    "Cuando los médicos la despierten dentro de unos días, será posible entonces hacer un diagnóstico sobre eventuales secuelas", añadió el equipo, precisando que su familia ha podido unirse a la ciclista en un hospital de Alicante (España), donde fue trasladada tras el accidente.

    Éste se produjo el jueves durante una sesión del equipo cerca de Calpe, ciudad costera al norte de Alicante, cuando se engancharon varios componentes de la formación y se fueron al suelo.

    Pieters, 30 años, es una especialista de las pruebas de resistencia en pinta, habiendo sido campeona del mundo de la carrera a la americana en tres ocasiones (2019, 2020, 2021) junto a su compatriota Kirsten Wild y campeona de Europa en carretera en 2019.

    Los tristes momentos del futbol en los que los futbolistas han sufrido racismo | La discriminación racial sigue siendo tema de polémica a nivel mundial y, nuevamente, ha sido protagonista en los partidos europeos de futbol.
    El partido de Champions League entre el PSG y el Istanbul Basaksehir fue suspendido luego de que un árbitro soltara comentarios racistas en contra del entrenador del equipo turco, Pierre Webo. Futbolistas de ambos equipos decidieron abandonar el juego por lo que el partido se reanudará mañana miércoles 9 de diciembre del 2020 con otra terna arbitral.
    El exfutbolista camerunés Pierre Webó dejo su carrera profesional para enfocarse en una carrera como director técnico, actualmente es parte del cuerpo técnico del Istanbul Basaksehir.
    Moussa Marega, jugador del Porto, fue agredido con canticos racistas mientras disputaba un partido de la Liga de Portugal en contra del Vitoria de Guimaraes. Abandonó el campo posterior a haber anotado gol; no regresó al partido.
    Romelu Lukaku fue objeto de los gritos racistas, simulando a los de un mono, por parte de los fanáticos en Cagliari mientras se disponía a cobrar un penal.
    En la recién eliminatoria de la Eurocopa, Raheem Sterling jugador de Inglaterra, recibió insultos por parte de los aficionados de Montenegro.
    De igual forma Danny Rose fue víctima de discriminación racial; llegó a decir que esperaba terminar muy pronto su carrera futbolística por esta razón.
    Balotelli sufrió bastantes insultos y ataques, el más sonado fue cuando le gritaban: “no existen italianos negros”.
    Moise Kean, jugador de la Juventus con orígenes marfileños, fue víctima de discriminación racial mientras disputaba un partido en contra del Cagliari.
    El delantero del Arsenal Pierre-Emerick Aubameyang, originario de Gabón, mientras celebraba un gol, los fanáticos del equipo rival le aventaron cosas, entre ellas una cáscara de plátano.
    Samuel Eto’o mientras jugaba con el Barcelona, amenazó con dejar el campo de juego por los gritos racistas. Su entrenador lo convenció para regresar al partido. El equipo del Zaragoza obtuvo una multa de nueve mil euros.
    Durante un partido amistoso entre Colombia y Corea, el jugador Edwin Cardona hizo un gesto racista ante los jugadores contrarios, se llevó los dedos a la cara simulando un gesto de ojos rasgados.
    Antonio Rüdiger recibió cánticos racistas simulando gritos de un mono por parte de su exafición, la de la Roma.
    Tinga, brasileño del Cruzeiro, fue víctima de los fanáticos peruanos cuando éstos imitaban el sonido del mono.
    Blaise Matuidi, centrocampista francés de orígen angoleño mientras disputaba un partido con la Juve, recibió insultos por parte de la afición en el estadio del Hellas Verona.
    Marcelo, brasileño de nacimiento, recibió gritos de fanáticos que saltaron al césped diciéndole: “Marcelo eres un mono”.
    Zoro, jugador del Messina tomó el balón y amenazó con irse a mitad del partido, para que la afición dejara los insultos racistas a un lado.
    Kevin-Prince Boateng, centrocampista ghanés nacido en Alemania, se cansó de los gritos cada vez que tocaba un balón. Sus compañeros se solidarizaron y dejaron el campo de juego junto con él.
    Patrice Evra fue víctima de Luis Suárez, en un partido le gritó más de ocho veces “negro”. Evra le preguntó por qué lo agredía, a lo que Suarez respondió: “porque eres negro”.
    Roberto Carlos ha sido víctima de sus orígenes brasileños, pues la afición le ha lanzado plátanos en diversas ocasiones.
    Anton Ferdinand recibió insultos racistas por parte de otro jugador, John Terry del Chelsea. Terry recibió un duro castigo por parte de la Federación inglesa por llamar a Ferdinand “jodido negro de mierda”.
    Michel Morganella, jugador suizo, insultó durante unos Juegos Olímpicos a la selección de Corea del Sur mediante su twitter, escribió: “voy a dar una paliza a todos los corearnos del sur, menudos retrasados mentales”.
    A Dani Alves del Barcelona, iba a realizar un tiro de esquina cuando un fanático le aventó un plátano. Lo más sorprendente es que Alves se lo comió antes de tirar.
    Un caso que le costó Lazio 50,000 euros fue cuando llenaron el estadio de estampas de Anna Frank vestida con la camiseta de la Roma: “Anna Frank anima a la Roma”.
    Como respuesta, el equipo del Lazio usó una playera durante su calentamiento, reprobando actos racistas, en este caso la playera muestra a Ana Frank con la frase “no al antisemitismo”.

    1 / 25
    Imagen FRANCK FIFE/AFP via Getty Images
    Los tristes momentos del futbol en los que los futbolistas han sufrido racismo | La discriminación racial sigue siendo tema de polémica a nivel mundial y, nuevamente, ha sido protagonista en los partidos europeos de futbol.
    Relacionados:
    En alianza con
    civicScienceLogo