null: nullpx

Philadelphia Union se dio un paseo en casa del Revolution y lo goleó 4-0

Los Revs fueron humillados en su propia casa. El seleccionado estadounidense Alejandro Bedoya debutó con el Union.
14 Ago 2016 – 09:54 PM EDT
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

Sin esforzarse al máximo, y sin mucho control del balón durante los 90 minutos, Philadelphia Union dio cuenta fácilmente por un contundente 4-0 a New England Revolution, que no obstante estar jugando frente a su público en el Gillette Stadium no fue capaz de anotar el gol de honor.

Un madrugador gol de C.J. Sapong, a los dos minutos, comenzó amargando el momento para los poco más de 17 mil espectadores.

La jugada había arrancado desde la media cancha en donde el brasileño Fabinho arrastró el balón por toda la banda izquierda, burlando a la defensa se acercó a los linderos del área grande desde donde vio a Sapong que de un solo toque venció la resistencia de Bobby Shuttleworth.

El cancerbero Andre Blake fue el responsable que en el primer tiempo su equipo saliera con el uno a cero, ya que con excelente atajada salvó un disparo del uruguayo Fagúndez.

Alejandro Bedoya tuvo el 2-0 en sus botines, pero su tiro se fue por encima del travesaño.

New England quiso sobreponerse y mediante tiros de larga distancia de Diego Fagúndez, cabezazos de Kei Kamara y jugadas individuales de Lee Nguyen trataba de buscar el empate, pero la defensa visitante no daba tregua.

Kamara estuvo a punto de la igualada pero su cabezazo pegó en el paral derecho de Blake. Con el uno a cero ambos cuadros se fueron al descanso.

New England arrancó la segunda parte decidido al gol del empate y era Kamara el que más tenía en mente perforar la portería de Blake, sin embargo un descuido defensivo que no supo rechazar un balón puso a

Philadelphia 2-0, cuando Ilsinho hizo lo que quiso dentro del área y proyectó el esférico para Chris Pontius que resolvió con tiro cruzado a los 51 minutos.

Dos minutos más tarde Richie Marquez pone de cabeza el 3-0, y aunque New England quiso reaccionar, sus ataques eran ineficientes para emparejar los cartones.

Nguyen no se daba por vencido y luchaba con todo cualquier balón que le llegara dentro del área visitante. Philadelphia no daba muestras de misericordia y encimaba la valla de Shuttleworth buscando la cuarta anotación, y esta llegó en el sobretiempo con un tiro dentro del área del holandés Roland Alberg, que puso el contundente 4-0, cerrando cada vez más el círculo de los que se ubican en el sitial preferencial de la clasificación.


¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés