null: nullpx
América

¿Cuán lejos podrá llegar el ‘Ame’ de La Volpe jugando sin mediocampistas?

Ni Oribe ni William ni Renato son medios ‘naturales’; por eso el América se vio errático y falto de imaginación durante el primer tiempo con Necaxa.
5 Dic 2016 – 08:20 PM EST
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte
La Volpe ha improvisado pero no es lo ideal. Crédito: Mexsport.

Como estrategia defensiva, funcionó a las mil maravillas, pero como estrategia ofensiva francamente fracasó. Oribe Peralta, William Da Silva y Renato Ibarra se mantuvieron donde debían mantenerse para cerrarle todas las vías de entrada al sorprendente Necaxa y a su temible delantera. Eso muy bien, pero lo otro muy mal.

Lo otro era utilizar el balón para generar peligro. Y ahí el dispositivo lavolpista falló tanto que cuando el ‘Bigotón’ sacó sustituido a Silvio Romero nadie en el Estadio Azteca advirtió que el ‘Chino’ había estado jugando. El ataque americanista casi siempre se basó en Darwin Quintero cayendo a media cancha para tomar la pelota y buscar la conducción y la gambeta solo contra el mundo.

A pesar de que William Da Silva y Oribe Peralta fueron los héroes de la noche cuando la escuadra de Sosa se desesperó y se quedó desprotegida atrás, ambos jugadores mostraron muy poca calidad en una zona del campo donde los mejores futbolistas como Andrés Iniesta o Luka Modric saben mover los hilos.

Como dijo el hondureño Bryan Beckeles, el América se contentó con contragolpear.

Por supuesto que es mérito de La Volpe que su plan de juego haya funcionado como él esperaba y que el América esté en la final gracias a su idea futbolística y al trabajo comprometido de sus jugadores. Sin embargo, La Volpe mejor que nadie debe saber que una escuadra competitiva debe tener mediocampistas capaces de conservar la pelota y saber qué hacer con ella.

Los primeros fichajes azulcremas parecen llegar en posiciones que el Club América ya tenía bien cubiertas, como la portería o la zaga. Lo que ciertamente escasea en Coapa desde hace varias temporadas son posiciones como la media de contención y la media de creación. La Volpe hizo bien en echar un vistazo a la cantera para descubrir a Edson Álvarez, quien con la pelota en los pies se tiene confianza, conduce bien y entrega mejor.

Jugar con Oribe, William y Renato en círculo central es claramente una solución improvisada por el ‘Bigotón’ que ha entregado resultados. Pero la consecuencia de esto es que las Águilas asimismo juegan al contragolpe y a cerrar espacios, lo que varios anti-Lavolpistas aprovechan para seguir criticándolo.

En el Mundial de Clubes se verá a un América también contragolpeador. La Volpe sabe las fortalezas y debilidades de su escuadra ¿cuán lejos podrá llegar jugando sin mediocampistas?

Reacciona
Comparte
RELACIONADOS:América

Más contenido de tu interés