null: nullpx

Un Frank Lampard recuperado y líder fogonea las victorias a lo grande de New York City FC

El volante inglés no para de enlazar reconocimientos a nivel personal mientras New York City FC lidera las posiciones en la Conferencia Este.
6 Sep 2016 – 3:58 PM EDT

Los logros a nivel individual se suceden sin pausa. Marcó el primer triplete en la historia de New York City FC a fines de julio. Inmediatamente se quedó con el premio al Jugador de la Semana y encadenó ese reconocimiento con el del Jugador del Mes. Quizás nunca lo previó, pero celebró sus 300 goles como profesional en la MLS. Y lo festejó marcando dos goles más en “su” día.

Pocas horas después de conocer que Frank Lampard nuevamente fue elegido como el mejor futbolista de la MLS en la semana 26 de la temporada regular vale la pena reflexionar sobre el estelar momento del volante inglés de 38 años. Una “reconstrucción” -como el mismo jugador franquicia lo ha reconocido en más de una oportunidad- que se alimentó en base a frustración, repudio y menosprecio. Pero que hoy, cerca de la entrada del cuadro celeste a la postemporada, ha cambiado completamente de signo.


Con 11 goles en 13 partidos los números indican que Lampard es el futbolista más en forma de la liga, al menos en materia ofensiva. La muestra más cabal de la capacidad que el londinense tiene a la hora de definir partidos se registró el jueves pasado, en el triunfo 3-2 de NYCFC ante D.C. United. En un último cuarto de hora para el recuerdo, Lampard y David Villa se pusieron el equipo al hombro y dieron vuelta la que parecía una derrota prácticamente asegurada contra el club capitalino.

Los dos tantos de Lamps significaron más que una victoria 'a lo grande' frente a un fuerte rival de la Conferencia Este. Los goles fueron la representación de una victoria a lo grande. Un triunfo de NYCFC que -por fin- pese a ser un equipo extremadamente joven juega y se impone siguiendo la calidad y la personalidad de sus figuras.


“Los buenos equipos, los equipos grandes se recomponen tras sufrir malos momentos”, explicó el inglés antes del final de la semana pasada. Quizás trazando un paralelo con su aventura norteamericana. Que comenzó mal. Muy mal, plagada de lesiones y bajo rendimiento en 2015. Un mal momento que se extendió durante la ausencia del exjugador del Chelsea durante las primeras 12 jornadas de 2016.

Como su actual equipo, Lampard -reputado por muchos hasta no hace demasiado como una de las peores contrataciones en la historia de la MLS- se rehizo, se rehace partido a partido. La gran reacción y el liderazgo del inglés en el partido del jueves fue reconocida y empujada por la afición local. “Fue un momento realmente importante para poder mostrar nuestro espíritu, para poder cambiar el partido con nuestro deseo y nuestro buen juego”, valoró luego de la victoria. “Pudimos empatar, tomamos el control del partido, y luego la afición nos llevó a la victoria.”


Mucha agua ha corrido desde los abucheos que de forma personalizada el centrocampista recibió durante el 7-1 que New York Red Bulls le endosó al City. Hoy el hincha celeste celebra y aplaude de pie cada una de las intervenciones de la figura europea.

“Hace falta tener algo especial para anotar en un momento clave del partido” evaluó el técnico Patrick Vieira. Lampard marcó el gol de la victoria parcial en el minuto 85 y el del triunfo definitivo en el 93’. “Estoy realmente contento por él porque pasó por un período muy complicado en el inicio de la temporada, cuando no pudo jugar”, agregó el excampeón mundial con la selección de Francia. “Respondió de manera fantástica. Nos está mostrando cuán bueno es”, manifestó Vieira. “Ya lo habíamos visto hacer goles, pero es tremendo verlo anotar en este nivel.”

La revancha de Super Frank es calma. “Ahora me siento más fuerte y más fresco que meses atrás”, explicó. “No tenía que demostrar nada a la gente”, dijo con una sonrisa franca. “Siempre siento que tengo que probarme a mí mismo. Y no quiero que este [New York City FC] sea un equipo donde eso no funcione”, declaró Lampard. “Vine aquí para que esto funcione. Tengo ese deseo.” Un ganador nato, que impulsa en contra de todas las voces agoreras a NYCFC a su primera clasificación a los Playoffs.

Con un Lampard en estado de gracia, con esta claridad mental y esta condición física, todo está al alcance de la mano para la franquicia celeste de Nueva York. Desde la primera posición de la Conferencia Este NYCFC sueña con momentos de gloria.

RELACIONADOS:MLSNew York City FC

Más contenido de tu interés