null: nullpx

¡Pólvora en Las Vegas! Wilder manda a Ortiz al país de los sueños

El 'Bronze Bomber' solo necesitó de un golpe para noquear al cubano en la revancha.
24 Nov 2019 – 12:57 AM EST

Deontay Wilder cumplió el vaticinio que dio en la última rueda de prensa: "mi rival podrá dar 12 rounds perfectos, pero sólo necesito un golpe", y así fue como acabó con Luis Ortiz en el séptimo round cuando conectó su demoledora derecha con 10 segundos restantes del séptimo round.

El ring emanó tensión en los primeros asaltos. Vestidos de blanco y con guardias encontradas, Wilder y Ortiz lucieron precavidos pero el cubano fue más inteligente, ya que conectó una potente izquierda que obligó al campeón a forzar el clinch.

Ortiz ganó confianza y se sacudió los nervios, mientras que Wilder parecía no entender cómo alejarse de la izquierda de ‘King Kong’ y al mismo tiempo mantener la distancia para conectar su temible mano derecha.

Para el cuarto round quedó claro que Wilder solo iba por un golpe que le solucionara la contienda.

En el séptimo episodio, y con todos los rounds perdidos por su falta de golpes y ritmo, Deontay Wilder llevó a cabo lo que mejor sabe hacer: esperar a su rival y lanzar la pesadísima derecha que le ha mantenido invicto todo este tiempo.

Segundos antes, 'King Kong' había conectado una seguidilla de golpes que hicieron retroceder al campeón, pero el cubano no fue precavido y cuando intentó atacar de nuevo se encontró el temible derechazo que lo desvaneció de forma increíble.

Ortiz se levantó, con la cuenta pasada de los 10 segundos y con el rostro perdido. Wilder tardó, pero al final entretuvo al público y cumplió su palabra.

Ahora tendrá que enfrentar de nuevo a Tyson Fury en febrero y esperará al ganador de la pelea entre Andy Ruiz Jr. y Anthony Joshua para intentar conquistar todos los cetros de la división reina del boxeo.

Publicidad