null: nullpx
México

La Táctica Fija: El As ganador que distingue el trabajo del ‘Profe’ Osorio en ‘El Tri’

México mantiene su marco invicto a balón parado y además anotó al Team USA, Costa Rica y T&T mediante esta vía tan característica del fútbol moderno.
29 Mar 2017 – 9:56 PM EDT

Hoy por hoy, basta ver las jugadas de pelota quieta para distinguir escuadras bien organizadas en todos sentidos de escuadras desorganizadas que conceden goles con facilidad.

Esta tarde en Santiago de Chile, ‘La Roja’ ganaba cómodamente 3-0 a Venezuela jugando con fluidez y generando peligro con jugadas de pelota en movimiento. Sin embargo, los venezolanos hicieron el gol del descuento tras un lanzamiento de falta que halló la cabeza de un solitario Salomón Rondón. Chile marcó mal.


Entonces Venezuela metió miedo a la escuadra de Juan Antonio Pizzi y lo que debió ser una victoria holgada acabó siendo una victoria tocada por la polémica arbitral (Tomás Rincón metió un gol que no fue convalidado).

El punto es que el fútbol moderno contempla por igual el balón en movimiento y el balón parado. En la eliminatoria del área de Concacaf, México no ha concedido un solo gol en tiros de esquina, tiros libres o saques de banda. Si Juan Carlos Osorio no preparase esta faceta del juego, México navegaría por aguas más turbulentas.

Más aún, México ganó a Estados Unidos en Columbus en un tiro de esquina rematado por Rafa Márquez de último minuto. Ganó a Costa Rica en otro córner martillado por Néstor Araujo antes del medio tiempo. Y ganó a Trinidad y Tobago en Puerto Príncipe a la salida de un cobro de Miguel Layún desde el banderín directo y sin escalas a la frente de Diego Reyes.

Observador minucioso del fútbol europeo, el ‘Profe’ Osorio seguramente ha advertido que varios partidos entre clubes de élite se han ganado y perdido mediante la táctica fija. Sergio Ramos ayudó al Real Madrid a eliminar al Nápoles con dos remates de cabeza y el Barcelona hizo los goles de su remontada 6-1 ante el PSG bombardeando al rival por aire.


A pesar del poco vistoso juego mexicano, el correr de los partidos eliminatorios confirma que el entrenador colombiano no deja cabos sueltos en su pizarrón. Quienes han jugado fútbol al menos en ligas amateur saben de la complejidad del balón parado y pueden notar que México está bien trabajado.

Viene la Copa Confederaciones. Y con ella la oportunidad de foguearse ante un experto del remate con la testa como Cristiano Ronaldo. Si México sigue defendiendo bien la táctica fija, será una selección durísima de roer para las grandes potencias del resto del mundo.

RELACIONADOS:México

Más contenido de tu interés