null: nullpx
Opinión Deportes

Toño de Valdés | Presente y Futuro

La NFL muestra más ejemplos de veteranos que han logrado consolidarse y gente joven que busca encontrar su sitio en el máximo nivel.
9 Oct 2020 – 12:54 PM EDT
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

El duelo que tuvieron el domingo Tom Brady y Justin Herbert con victoria de Tampa Bay ante Los Ángeles 38-31 fue la clara muestra de lo que se vive año tras año en la NFL con los veteranos que han logrado consolidarse y triunfar y la gente joven que busca encontrar su sitio en el máximo nivel.

Este año la apuesta de los Buccaneers fue llevar al que para muchos (me incluyo), es el mejor quarterback de la historia con seis anillos de campeón y buscar hacer historia con Brady de jugar el Super Bowl en casa.

El contraste absoluto lo encontramos con los Chargers que dejaron ir a su QB de muchos años, Phillip Rivers, para buscar su líder en la próxima década y la elección fue Herbert.

Los dos proyectos por supuesto son muy válidos, aunque Bruce Arians y toda la oficina de Tampa tiene claro que los resultados necesitan llegar de inmediato. Brady tiene 43 años y aunque físicamente está de maravilla tendrá cuando mucho un par de oportunidades para llevar a la organización al siguiente nivel.

Brady tiene muy buenas armas con dos de los mejores receptores de la liga Chris Godwin y Mike Evans, además de los recién llegados Leonard Fournette y Rob Gronkowski que redondean una muy buena ofensiva.

En el caso de Anthony Lynn y los Chargers la idea era tener en etapa de aprendizaje a Herbert, pero una inyección mal aplicada al QB titular Tyrod Taylor precipitó el debut de su primera selección que se enteró a minutos de iniciar el partido contra Kansas City.

Aunque ha perdido con los Chiefs y con los Buccaneers, Herbert se ha visto muy bien y parece que el puesto ya es suyo.

Imagínense lo que ha significado para el joven egresado de Oregón con apenas 22 años que sus primeros partidos en la MFL fueron contra Patrick Mahomes, Tom Brady y el próximo lunes Drew Brees.

Luego del primer mes de temporada los Buccaneers con récord de (3-1) van cumpliendo el objetivo de estar a la cabeza de su división, mientras los Chargers con (1-3) tuvieron que modificar sus planes y por ahora se ve lejos una posible calificación, sin embargo, el futuro luce prometedor.


Reacciona
Comparte
RELACIONADOS:Opinión Deportes

Más contenido de tu interés