null: nullpx
México

Joao Maleck, del sueño de ser campeón del mundo a pelear un juicio por homicidio

El juvenil mexicano se vio involucrado en un accidente de tránsito que dejó a dos personas fallecidas y hoy está en medio de un juicio.
25 Jun 2019 – 03:04 PM EDT

Hace algunos meses, aún parte del Sevilla Atlético, Joao Maleck hablaba de su sueño de alzar el título de la Champions League, ser campeón del mundo e incluso ser el mejor jugador mexicano de la historia.

Hoy, el juvenil futbolista mexicano se encuentra en medio de un juicio por homicidio, tras el accidente en el que se vio involucrado el pasado fin de semana y que dejó como saldo a dos personas fallecidas en Guadalajara, Jalisco.

“Mi máximo sueño es ser el mejor jugador mexicano en Europa marcando goles, ha venido gente como Chícharo peor trabajo todos los días para conseguir ese objetivo, también ser campeón del mundo con la selección y ganar la Champions.

“Me han preguntado de los Juegos Olímpicos y les he respondido que por qué no, si pienso en grande puedo hacer cosas grandes, me gusta trabaja en silencio. También he visto otras notas que quiero ser el máximo goleador de México y sí”, relató en entrevista con Univision Deportes.


Tan paradójica como hoy puntual llegó un pensamiento que Maleck tuvo en dicha entrevista. El juvenil sentenció que la gente en México apoya siempre, sin importar los momentos malos o buenos que puede vivir una persona.

“No me gusta criticar si alguien está en mal momento, me gusta apoyarlo o simplemente no digo nada ni para apoyar ni para excluir, la gente si quiere hacerlo puede hacerlo, pero en México la gente nos gusta ayudarnos los unos a los otros y estoy muy feliz por ellos.

Aquella tarde de la entrevista Maleck cumplió 20 años. El recuerdo de sus comienzos en el fútbol llegaron e incluso el hecho de haber llegado a Europa para cumplir otro de sus sueños, mismos que tendrán una abrupta pausa para vivir un juicio en el que intentará salir lo mejor librado posible.

“La primera vez que patee un balón, me dijo mi mamá porque no me acuerdo, que tenía un año y medio, apenas empezaba a caminar, pero empecé a entrenar desde los tres años, ahí ya me acuerdo de todo porque comencé en una escuelita que estaba a la vuelta de mi casa.

“Mi proceso se aceleró un poco porque me fui a Santos a la Sub-17 apenas a los 15 años y fue la mejor decisión que pude tomar porque trabajan muy bien y el desarrollo humano me ayudó a crecer muchísimo como persona y si me hubiera quedado estaría jugando allá pero desde pequeño mi sueño fue venir a Europa”, puntualizó.

RELACIONADOS:México

Más contenido de tu interés