null: nullpx
San Francisco 49ers

San Francisco ya tiene a su primer quarterback, se llama Brian Hoyer

Los 49ers llegaron a un acuerdo por dos años con el ex mariscal de campo de Bears, Texans y Cleveland Browns, donde jugó para Kyle Shanahan.
9 Mar 2017 – 9:56 PM EST

Los escasos quarterbacks disponibles están cayendo y la última pieza ha aterrizado en San Francisco.

Ian Rapoport, de NFL Network informó este miércoles que los San Francisco 49ers han acordado un contrato de dos años con el quarterback agente libre Brian Hoyer, según una fuente informada de las discusiones.


El movimiento reúne a Hoyer con Kyle Shanahan, el entrenador recién contratado por los Niners que sirvió como coordinador ofensivo del mariscal de campo en los Browns durante 2014.


Hoyer eligió a San Francisco por encima de jugar para los New York Jets. Su decisión dice mucho acerca de la influencia positiva que Shanahan ha tenido en los movimientos de la clase de agentes libres de este año.


Junto con Hoyer, San Francisco agregó a jugadores libres de banda ancha como Marquise Goodwin y se espera que este jueves concrete al agente receptor Pierre Garcon, que jugó bajo Shanahan con los Redskins .

La pregunta es si la firma de Brian Hoyer supone una súbita pisada de frenos en la potencial negociación con Washington para traer al quarterback Kirk Cousins a la bahía. Si es así, no debería.


Hoyer jugó parte de su mejor fútbol bajo Shanahan en Cleveland, guiando a los humildes Browns a un improbable récord de 6-3 con la ofensiva del ahora entrenador en jefe. Sin embargo, su juego cayó bruscamente a lo largo del tiempo, dejando a Cleveland que lo cambió (imprudentemente) por Johnny Manziel.


Un aventurero de trayectoria, Hoyer fue útil para Houston en 2015 antes de sufrir una crisis apocalíptica en los playoffs. La temporada pasada con los Chicago Bears, el jugador de 31 años jugó apenas cinco juegos antes de que su campaña fuera cortada por un brazo quebrado.

Arrancando marzo, Hoyer es el único mariscal de campo en la lista de San Francisco. Para Shanahan, está lejos de ser perfecto, pero es un comienzo.

Más contenido de tu interés