null: nullpx

NFL prepara cambios para acelerar los partidos y disminuir los tiempos muertos

La liga quiere complacer a los aficionados que exigen más acción y menos interrupciones; se proponen cuatro pausas máximo por cuarto.
23 Mar 2017 – 9:43 PM EDT

La NFL quiere complacer a los fanáticos que exigen más acción, menos interrupciones y que los partidos tengan una mejor fluidez.

El comisionado Roger Goodell está de acuerdo con ello y el plan de la liga es acelerar el ritmo de los partidos, incluyendo el proceso para analizar las repeticiones y usar un cronómetro para los puntos extra. Además, la NFL analiza con las cadenas de televisión que las interrupciones comerciales sean más discretas.


"Yo veo muchos partidos como aficionado y como comisionado", dijo Goodell a The Associated Press el miércoles, luego de enviar una carta a los fanáticos, esbozando las propuestas. "Lo percibo cuando veo la televisión o en un estadio, es que se puede hacer algo más para que el juego sea más atractivo para los fanáticos".


Para las repeticiones, el árbitro ya no tendrá que meterse bajo un toldo para examinar la jugada. En su lugar, se le entregará una tableta en la cancha y podrá consultar en la sede de Nueva York. La decisión definitiva se tomará en Nueva York.

Se necesitará el respaldo del 75% de los 32 dueños de equipos, en la reunión anual la próxima semana, para que los cambios puedan entrar en vigencia.


Además del cronómetro para los puntos extra cuando no corresponda una pausa de la televisión, la liga considera fijar un plazo de tiempo para reiniciar el partido tras un touchdown


Y con el fin de darle más fluidez a los partidos en el terreno y para la teleaudiencia, las pausas para la emisión de comerciales durante los cuatro periodos serán reducidas de 21 por partido a 16 (cuatro por cada 15 cuarto), aunque cada una durará 30 segundos más. También se tendrá una pausa al final del primer cuarto y otro al final del tercero.


Los equipos tampoco podrán hacer un reclamo cerca del final de la pausa por comerciales, lo que significa que no se repetirán las escenas de árbitros informándole a la teleaudiencia, terminada la pausa, que se está analizando una repetición, con el que el canal vuelve a otra tanda de comerciales. Si un equipo apela un fallo en ese momento, el análisis será hecho durante los comerciales.


El cambio más significativo será centralizar las decisiones de los árbitros en las repeticiones. Aunque Nueva York ha estado involucrado en el proceso todos estos años, el árbitro siempre había tenido la última palabra.

"Hicimos una repetición centralizada con nuestra oficina involucrada durante dos temporadas", dijo Goodell, "y esto es un paso más allá donde vamos a permitir que la oficina de Nueva York haga la determinación final. Creemos que esto es muy inteligente. Sino que en vez de pasar por debajo de la campana, va a usar la tableta para ver la obra, y hablar con Dean y tener su voz. Queremos que el árbitro esté involucrado cuando miramos repeticiones", dijo Goodell.


Otras propuestas es que el número de interrupciones comerciales se reduciría a cuatro por cuarto, y cada una duraría 2 minutos, 20 segundos en lugar de la 1:50 anterior. Goodell no ve esos 30 segundos adicionales como intrusivos, algo que las encuestas de la liga refuerzan. Esos estudios mostraron que los aficionados preferían menos interrupciones comerciales durante el transcurso de un juego.

"En la mayoría de los casos, los aficionados no sabrán que las pausas son más largas", dijo, añadiendo con una risita: "Obviamente, hay un punto de quiebre, que no será de 10 minutos", sentenció.


Publicidad