null: nullpx
Opinión Deportes

Ricardo Otero | Tampa: la ciudad atípica en el año atípico del deporte

Pese a tener equipos que históricamente son discretos, este año los tres equipos profesionales más importantes de Tampa se metieron a las Finales de sus Ligas.
26 Ene 2021 – 02:32 PM EST
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte

La llegada de los Tampa Bay Buccaneers al Super Bowl LV tiene muchas historias entrelazadas que le dan un sabor especial, pero hay una que pasa casi desapercibida: el resurgimiento del deporte en una ciudad que, como norma, tiene equipos poco competitivos en sus respectivas Ligas profesionales.

Tampa colocó a sus tres equipos profesionales de las cuatro Ligas más importantes ( Grandes Ligas, NFL, NHL) en sus respectivos duelos Finales: la serie por la Copa Stanley, la Serie Mundial y ahora el Super Bowl. Tampa no tiene un equipo en la NBA, pero justamente a sus Finales también se presentó otro equipo de Florida, el Miami Heat.

Una historia más peculiar si consideramos que fue en las temporadas aplazadas por la pandemia de covid-19.

La NFL es la Liga que menos afectaciones tuvo por el coronavirus, pero vaya que las tuvo. Se eliminó la pretemporada, hubo de estadios vacíos a aforos de menos de la mitad y los contagios reportados en los equipos provocaron que se jugara al menos un partido en cada día de la semana.

Además, los Bucs se convertirán en el primer equipo que jugará el Super Bowl en su estadio, pero como una extraña y fea ironía del destino, lo harán con la tercera parte de sus butacas ocupadas solamente.

Sin embargo, eso no deja de ser la cereza en el pastel para un año de ensueño para la ciudad de Tampa. El Tampa Bay Lightning es el campeón vigente de la NHL, los Rays llegaron a la Serie Mundial y el destino de los Buccaneers está por verse. Pero analicemos lo improbable que lucía este escenario hace un año.

Equipos históricamente discretos

Desde su fundación, los Bucs tienen marca de 278-429-1. Incluso su primera temporada, la de 1976, la terminaron con 14 derrotas en 14 juegos. El título del Super Bowl XXXVII aparecía como un oasis entre un historial poco afortunado del equipo que, además, antes de 2020, acumuló tres años con marca perdedora de manera consecutiva.

Los Rays tampoco tienen marca histórica ganadora en las Grandes Ligas, con 1726-1896, desde su aparición en 1998. Llegaron a la Serie Mundial de 2008, que perdieron ante los Phillies, que fue apenas su primera temporada con récord por encima de .500 en su historia.

Desde entonces, la franquicia tuvo altibajos, el año pasado se instaló en la Serie Divisional, pero en una temporada recortada a solo 60 juegos, en 2020 volvieron al Clásico de Otoño donde dieron una digna pelea ante los Dodgers que sencillamente cumplieron con el pronóstico.

El Lightning, hoy vigente campeón de la NHL, es la única franquicia con marca histórica ganadora y apenas revirtió la tendencia este año. Desde su aparición en 1992, tiene marca de 949-930-112. La de 2019-2020 es su segunda Copa Stanley, tras ganarla también en 2003-2004.

En la década que recién terminó pudo consolidarse como un equipo altamente competitivo, con siete de las últimas ocho temporadas instalados en Playoffs y dos Finales por la Copa Stanley jugadas.

Si ampliamos este fenómeno al estado de Florida y rescatamos la llegada del Miami Heat a las Finales de la NBA, encontramos algo que no había ocurrido desde hace 40 años, en 1980. Solo Pensilvania, y en específico la ciudad de Filadelfia, pudo ver a sus equipos peleando por el título de las 4 Ligas más importantes de Estados Unidos en cuestión de meses, con los Eagles en el Super Bowl XV, los Phillies en la Serie Mundial, los Flyers en la Final por la Copa Stanley y los 76ers en las Finales de la NBA.

De aquellos equipos, solo los Phillies se alzaron como campeones.

El tiempo dirá si la competitividad de los equipos de Tampa se vuelve una constante y no solo una corta época.


Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés