null: nullpx
Detroit Lions

Los New York Jets destrozaron a los Detroit Lions 48-17 en el Monday Night Football

Los Jets demostraron el porqué le dieron las llaves de la casa a Sam Darnold para guiar su ofensiva; Matt Stafford tuvo un partido de gatos negros con 4 INT.
11 Sep 2018 – 10:38 PM EDT

El hombre de los 135 millones de dólares lució como un novato, y el jugador de primer año como un veterano de 10 temporadas. Matthew Stafford y Sam Darnold intercambiaron roles y los New York Jets no tuvieron misericordia al apabullar 48-17 a los Detroit Lions en Ford Field en el juego de Lunes por la Noche de la Semana 1.

La presentación en la NFL para el quarterback novato de los Jets Sam Darnold no comenzó nada bien. Apenas en su primer pase en un juego de temporada regular fue interceptado por el defensivo secundario de los Lions Quandre Diggs, quien no solo se apoderó del ovoide sino que lo regresó hasta la zona final para poner en ventaja a los locales 7-0.

Pero dos series ofensivas más tarde pareció empezar a tomar confianza. El pasador novato guió a los neoyorquinos a empatar el juego 7-7 con un acarreo de Isaiah Crowell de 6 yardas. Pero más tarde, ya en ritmo y más confiado, se conectó con Robby Anderson para un envío de 41 yardas, mostrando el poder y la precisión de su brazo, para poner en ventaja a los Jets 17-7.

Un gol de campo de Matt Prater, de 21 yardas, acercó a Detroit 17-10 antes de ir al medio tiempo. Pero comenzando la segunda mitad parecía que la ofensiva de los Lions despertaba, en particular Matthew Stafford quien a ese punto ya había sido interceptado en un par de ocasiones. El quarterback titular del equipo de casa mandó un pase de 24 yardas para Golden Tate con el que se igualaba 17-17 el juego en los albores del tercer periodo.


Sam Darnold brilla en su debut en la NFL y guía a los Jets a triunfo por 48-17

Loading
Cargando galería

Cuando el juego parecía equilibrarse, el novato Darnold se mostraba más seguro y suelto, precisamente como si no se tratara de un jugador que estaba debutando en la NFL. Tras conducir una serie ofensiva de seis jugadas, que recorrió 75 yardas y consumió 3:34, el pasador de primer año se conectó con Quincy Enunwa para un pase de 21 yardas para volverse a separar en el marcador, 24-17. El pasador debutante acabó completando 14 de 19 para 175 yardas con dos anotaciones y una intercepción.

Y como un novato lucía Stafford, el hombre que recién acaba de firmar una extensión de contrato por cinco temporadas y 135 millones de dólares, siendo uno de los mejor pagados de la NFL en la posición de quarterback, jugando muy por debajo de lo que él se espera. Fue interceptado por Darron Lee, quien llevó el balón hasta touchdown, tras recorrer 36 yardas para separar a los visitantes 31-17.

Los Lions parecían ese boxeador que todo mundo sabe que está por caer en el ring, sujetándose del oponente, recargándose en las cuerdas, jalando aire por la boca, ensangrentado y con un andar tambaleante. Los Jets asestaron de inmediato el siguiente golpe: Andre Roberts regresó 78 yardas una patada de despeje para separa a los Jets a 38-17 y hacer que los abucheos al equipo local estallaran en el Ford Field.

Matt Stafford fue interceptado por cuarta ocasión y no solo llovieron más abucheos desde las gradas, la gente comenzaba a abandonar el estadio debido a la pobre exhibición de su equipo. Y para poner las cosas aún peores, Crowell se volvió a escapar, con un acarreo de 62 yardas para poner el marcador 48-17 y vaciar parcialmente la casa de unos Leones extrarodinariamente mansos. El veterano pasador de Detroit acabó completando 27 de 46 intentos para 286 yardas con un envió de anotación pero cuatro entregas.

Un dato que puede servir como consuelo para Matt Patricia, head coach de los Lions, es que de los seis entrenadores principales debutantes en la NFL, ninguno ganó. Aunque por otro lado, ninguno perdió de manera tan abrumadora como el excoordinador de los New England Patriots.


RELACIONADOS:Detroit LionsNew York Jets

Más contenido de tu interés