null: nullpx
Mundial Rusia 2018

In extremis, José María Giménez le dio los tres puntos a Uruguay sobre Egipto

Los charrúas vencieron con gol de último minuto a los faraones; Mohamed Salah no tuvo actividad y vio el juego desde la banca.
15 Jun 2018 – 9:57 AM EDT

Un gol de último minuto por parte de José María Giménez le dio a Uruguay los tres puntos en un durísimo y cerrado encuentro frente a Egipto.

Uruguay tuvo las oportunidades y Egipto el control del juego. Al final, mucho premio para una selección charrúa que buscó, buscó y buscó hasta que en una jugada a balón parado fue aprovechado por el central del Atlético de Madrid para meter un soberbio testarazo que venció a un extraordinario Mohamed El Shenawy, arquero faraón.

El debut de Egipto estuvo marcado por la duda sobre si Mohamed Salah tendría o no minutos en el debut de Rusia. Al final, Héctor Cúper decidió dejar al atacante del Liverpool en el banquillo. El partido le salía perfecto hasta los 89 minutos pues los africanos sacaban un valiosísimo punto sin la necesidad de utilizar a su estrella.

El juego podría traducirse así: dominio completo de Egipto, pero con las jugadas más claras del partido para Uruguay.

Hoy hubo hat-trick de Luis Suárez, solo que en esta tarde no fue de goles sino de fallos clamorosos. Cuando no hubo errores, apareció la enorme figura de Mohamed El Shenawy, arquero de Egipto que hoy fue una de las figuras del partido.

La primera de peligro para Uruguay llegó a los 23 minutos cuando Luis Suárez tiró fuera un disparo que realizó en el área chica; incomprensiblemente, el delantero del Barcelona falló el 1-0.

La segunda del Pistolero se combinó con la primera extraordinaria tapada de El Shenawy en un mano a mano con Suárez que acabó deteniendo el egipcio ante la lentitud del charrúa.

Egipto apenas tuvo tímidos avisos en ataque, evidenciando que le hace falta su estrella y su goleador, Mohamed Salah. Ahmed Fathy, con un gran disparo probó a Fernando Muslera, un simple turista en el campo.

Para Uruguay hubo más. Un nuevo aviso de Suárez en una jugada clara en la que se demostró que hoy no era el día del delantero del Barcelona.

Cuando el juego agonizaba, El Shenawy se inventó la atajada del partido tras un soberbio disparo de Edinson Cavani que tapó el portero egipcio. Y finalmente, el propio jugador del PSG salvó a Egipto con un disparo al poste. Simplemente, el balón no quiso entrar hoy para los sudamericanos.

Cuando el 0-0 se cantaba, Egipto celebraba y la desesperación hacía mella de Uruguay, apareció una falta por el sector derecho, la pelota flotó en el área africana para que José María Giménez, de cabeza, reventara el arco y pusiera el 1-0 definitivo.

Uruguay dio un paso clave para su calificación venciendo a una selección que se tendrá que jugar su calificación contra Arabia y contra una selección rusa que tiene como hándicap un 5-0 a favor.


RELACIONADOS:Mundial Rusia 2018UruguayEgipto

Más contenido de tu interés