null: nullpx
Mundial Rusia 2018

Coutinho y Neymar salvan a Brasil, que vence sobre la hora a una valiente Costa Rica

Brasil derrotó 2-0 a Costa Rica con goles en la compensación en San Petersburgo, pese a otra tarde sobresaliente de Keylor Navas.
22 Jun 2018 – 10:03 AM EDT

SAN PETERSBURGO, Rusia.- Brasil mostró desesperación ante una valiente Costa Rica, su estrella incluso fingió un penal, pero en la compensación llegó su salvación y pudo derrotar 2-0 a los ticos.

Brasil sufrió en el primer tiempo ante una Costa Rica valiente y ordenada en zaga y que por igual construyó jugadas o se encomendó a una genialidad de Marcos Ureña en el ataque.

Los ticos, al igual que Panamá hace unos días en Bélgica, mostraron personalidad en el primer tiempo ante una potencia e incluso pudieron hacerle daño al Scratch.

En los primeros cinco minutos del complemento, los ticos resistieron el embate del ataque brasileño, primero con un cabezazo al poste de Paulinho e inmediatamente después un disparo de Firmino que tapó Cristian Gamboa en la línea.

Y al 56', Neymar recibió franco un balón rodado cerca del punto penal que Keylor Navas mandó a córner.

El portero del Real Madrid tuvo mucho trabajo desde entonces.

Al 70', Casemiro cabeceó franco en un tiro de esquina justo a la ubicación de su compañero de equipo en el campeón de Europa.

Al 72', Neymar tomó un balón que Gamboa dejó a la deriva en tres cuartos de cancha con campo abierto y disparó desde la media luna demasiado abierto.

Y al 78', el astro del PSG cayó en el área por un roce, literalmente, de Giancarlo González. El árbitro marcó el penal, pero el VAR desenmascaró el engaño del brasileño. Justicia deportiva y Costa Rica ya contaba los minutos para arrebatarle por primera vez en Mundiales un punto al pentacampeón.

Sí, Brasil mostró desesperación ante un equipo centroamericano.

Pero fue en la compensación cuando finalmente Philippe Coutinho pudo hacer gritar a Brasil con un disparo a quemarropa que le dejó Gabriel Jesus en el área para batir a Navas.

El gol le devolvió el alma a un Brasil que se veía jugándose la vida ante Serbia, mientras que Costa Rica se quedó a minutos de exorcizar a su demonio sudamericano exorcizado, ese que ya lo había derrotado en Italia 1990 y Corea-Japón 2002.

Y al 97', Neymar marcó el segundo con un centro de Bruno Costa que remató con arco abierto en la entrada del área chica.

Brasil mostró el oficio de una potencia y celebró el pitazo final como si fuera el pase a la Final.

Más contenido de tu interés