Juegos Olímpicos

    Junto a su madre, el lugar para la medalla olímpica de Misael Rodríguez

    El boxeador mexicano que ya aseguró el bronce en la categoría de 75 kilos en el boxeo de Río 2016, tiene una bella y trágica historia detrás de él.

    whatsappLogoOutline
    facebookLogoOutline
    twitterLogoOutline
    envelopeOutline

    Por:
    Omar Carrillo.

    Misael Rodríguez al ser declarado vencedor en su combate de cuartos de final de Río 2016.

    Imagen Getty Images
    Misael Rodríguez al ser declarado vencedor en su combate de cuartos de final de Río 2016.

    Justo el año en que México vio ganar a un boxeador su más reciente medalla olímpica previa a Río 2016, Misael Rodríguez perdió a su padre.

    Publicidad

    Don Jesús Manuel Rodríguez murió en un accidente automovilístico en el año 2000 cuando él pequeño Misael tenía seis años.

    Así su madre, doña Aurelia, tuvo la difícil misión de ser madre-padre para él y sus hermanos: Jesús Magdiel, Aarón Francisco y Ramón Eduardo.

    Por ello, Ismael habla de ella con veneración como solo un hijo criado por una madre sola podría hacerlo. La describe como una “guerrera”.

    Le ha dicho a la prensa que ella ha contado por los dos y no disimula lo que ahora mismo ya intuíamos todos. Ella, lo confiesa, le ha dado el carácter para estar arriba del ring.

    Un día Misael se calzó los guantes de box y aquello le gustó. Salió de su casa en Chihuahua hace cuatro años para buscar lo que hoy ha conseguido, una medalla olímpica.

    Hace dos entró a las “grandes ligas”. Ese 2014 se colgó la medalla de plata en los Juegos Centroamericanos y del Caribe celebrados en Veracruz. El año pasado en los Juegos Panamericanos fue bronce y en el Mundial de Catar, también en el 2015, alcanzó los octavos de final.

    Y aunque a doña Aurelia no le guste verlo boxear porque se pone “muy nerviosa”, todas las preseas que Ismael gana tienen el mismo fin. “Cada medalla que gano es para ella” ha dicho siempre a la prensa.

    Hace no mucho, en el 2015, Misael debió ganarse su lugar en Río 2016, para ello ante el retiro del apoyo de las autoridades mexicanas, él y todo el equipo de boxeo debieron ‘botear’ en microbuses y autobuses para recolectar el dinero necesario para asistir a Doha, Catar.

    Publicidad

    Coincidentemente, Christian Bejarano -el boxeador que ganó aquella medalla en Sidney hace 16 años- también es de Chihuahua e Ismael le conoce bien. Incluso le dio algunos consejos para poner en práctica en los Juegos Olímpicos.

    Debutó en Río 2016 derrotando en un aguerrido combate por decisión al iraquí Abdulridha Karaawi en la categoría de 75 kilogramos. Luego ante la eliminación del irlandés Michael O’Reilly, por dopaje, se enfrentó en cuartos de final al egipcio Hussein Adbin y le venció 28-27 en tres rounds que dominó.

    El sueño está cumplido, la medalla es suya. Tiene un bronce asegurado, aunque aún puede mejorar lo conseguido cuando enfrente a Bektemir Melikuziev de Uzbeskistán en las semifinales. De vencerlo estará en el combate por la presea de oro.

    Pero desde antes, todo lo tenía claro el chico de Parral, Chihuahua. La dedicatoria, "todo esto es para mi madre y a la memoria de mi padre” y el lugar donde irá su medalla, aunque lo confirmó, entre sonrisas y entusiasmo, ante las cámaras de alguna televisora luego de su combate con el egipcio: “¡mamá, haga lugar para otra medalla!”.

    El boxeador mexicano Misael Rodríguez aseguró una medalla para la delegación de su país en los Juegos Olímpicos Río 2016, luego de avanzar a las semifinales dentro de la categoría de los 75 kilogramos.
    El origundo de Parral, Chihuahua terminó con la sequía de 16 años que México tenía sin conseguir una presea olímpica en boxeo pues el último en lograrlo fue Christian Bejarano que ganó la medalla de bronce en Sydney 2000.
    La buena preparación le dio buenos dividendos a Rodríguez, que antes -el martes pasado- derrotó por 3-0 al iraquí Waheed Abdulridha Karaawi en la categoría de los pesos medianos en el boxeo de Río de Janeiro.
    El 'Chino' accedió directo a los cuartos de final, una vez que se dio a conocer que quien sería su rival en octavos, el irlandés Michael O'Reilly
<b>,</b> quedó fuera de los Juegos Olímpicos al no prosperar una apelación a su veto provisional por dopaje.
    Este lunes Misael encaró los cuartos de final del peso medio contra Hosam Hussein Bakr Abdin de Egipto. La pelea comenzó con el mexicano yendo al ataque y sacudiendo al africano con su boxeo frontal y de gran guardia.
    En el ring del Ríocentro Pabellón 6, el peleador chihuahuense hizo una buena contienda contra el campeón africano Bakr Abdin, y por decisión se quedó con el triunfo de forma contundente 3-0 al imponerse en todos los rounds.
    Gracias a que el boxeo reparte dos medallas de bronce, por el hecho de clasificar a la antesala, Rodríguez ya tiene en la mano el metal de tercer lugar, sin embargo, todavía va a pelear por un lugar en la gran final, en busca del oro.
    Rodríguez tuvo enfrente a un rival experimentado en el boxeo olímpico, quien, sin embargo, no pudo hacer nada ante el buen juego de piernas, velocidad, ataque y propuesta del mexicano, por lo que en su desesperación firmó una batalla sucia.
    Precisamente, por el hecho de demostrar más decisión a la hora de golpear el 'Chino' pudo quedarse con el primer asalto, con triple 10-9 de los jueces favoreciendo al tricolor.
    Abajo en el marcador, el egipcio tuvo que ir más al frente, pero encontró pocos espacios a través de la buena guardia del mexicano, quien aguantó, midió la distancia con jab y en el intercambio de golpes siempre mostró mayor determinación.
    El único sufrimiento que pasó Misael Uziel a lo largo de la pelea fue que su protector bucal salió volando en tres ocasiones, una por round, situación que le restó un punto.
    Tanta fue la desesperación de Hosam Hussein Bakr Abdin que apostó por un desagradable golpe bajo para mandar a la lona al mexicano, a quien recibió la cuenta de protección en el segundo capítulo.
    Misael cayó al piso tras recibir un puñetazo en sus partes nobles pero no tardó en levantarse para seguir con la contienda pese al golpe bajo que le propinó el boxeador egipcio.
    Eso no mermó al accionar de Rodríguez para llevarse otro triple 10-9 de los jueces, más el descuento de un punto para su rival por el golpe debajo de la cintura.
<br>
    En el tercer round, con todo a favor, el chihuahuense manejó los tiempos, el reloj fue su aliado, el bucal salió desprendido, pero no por un contacto de su oponente, sino por no cerrar la boca.
    Eso le costó recibir una advertencia del referee y aunque salió abajo en la puntuación del último episodio, ya nada le quitó su pase a la semifinal.
    Sin embargo ya tenía asegurada la victoria y simplemente manejó el tercer round para confirmar el triunfo pese a la desesperación de Bakr Abdin.
    Al final, el pugilista egipcio no podía creer la decisión pues se sentía ganador e incluso alzó el brazo en señal de triunfo.
    El 'Chino' no pudo contener la emoción al término de la contienda pues consiguió el sueño que tenía de ganar una medalla olímpica para su madre, doña Aurelia Olivas.
    De este modo Misael Rodríguez celebró su triunfo levantando el puño derecho y preparándose para las semifinales contra el uzbeco Bektemir Melikuziev, el próximo jueves 18 de agosto, donde el ganador buscará la medalla de oro en la gran final y el perdedor se quedará con la presea de bronce.

    1 / 20
    Imagen The Associated Press
    El boxeador mexicano Misael Rodríguez aseguró una medalla para la delegación de su país en los Juegos Olímpicos Río 2016, luego de avanzar a las semifinales dentro de la categoría de los 75 kilogramos.
    En alianza con
    civicScienceLogo