null: nullpx
Javier Aguirre

EXCLUSIVA | Con lágrimas, Javier Aguirre confirmó su inocencia

En charla con TUDN, el Vasco reveló que tuvo pocas ofertas de trabajo durante el proceso legal.
12 Dic 2019 – 11:51 AM EST
¡Nuevo!

Presiona aquí para reaccionar

Reacciona
Comparte
Cargando Video...

El momento que tanto anheló desde hace cinco años por fin llegó. Javier Aguirre vivió un calvario tras la acusación por amaño de partido, cuando la justicia española condenó el duelo entre Zaragoza y Levante de la temporada 2011 cuando el Vasco dirigía a los Maños. En exclusiva para TUDN, Javier contó el momento en que recibió la noticia de su inocencia.

“Me llamó el segundo entrenador para hablar de la sesión, luego llegó el abogado; estaban los trámites, aunque no era oficial, pero había rumores; me llamó por la mañana, el plantel me pidió entrenar por la tarde y acepté; el abogado llegó con la noticia y nos dimos un buen abrazo, un par de risas, de lágrimas y entrenar por la tarde. La vida continúa y ya está”.

El ‘Vasco’ Aguirre nunca dudó en que la justicia haría su labor tarde que temprano, aunque el proceso fue largo y doloroso.

“Como siempre, con la conciencia tranquila, sabía perfecto que no había hecho nada y que era una guerra que no me pertenecía; un fuego cruzado que no era nuestra bronca, pero al final se hizo justicia. Fueron cinco años, el juego fue hace ocho y se cerró el caso, se abrió en abril y el juez dictó que somos inocentes.

Cargando Video...
Sin contar puntos a futuro, la fórmula de Javier Aguirre

A pesar de la tranquilidad por saberse inocente, Javier Aguirre vivió etapas difíciles que le impidieron trabajar de la mejor forma. La selección de Japón lo destituyó por ese proceso legal, y varias puertas le fueron cerradas.

“Siempre trabajé igual. Es cierto que no hubo muchas opciones de trabajo, por lo mismo que te digo, pero sí hubo algunas ofertas sobre la mesa con las cuales podía yo elegir. Hubo opiniones respetables, unas con más rigor que otras, con menos investigación que otras. Tuve un año sabático en París que me vino muy bien.

No hay rencor, malestar, fue algo que tuvo su proceso y es caso cerrado, pero estuve con tranquilidad y profesionalismo”.

Dedicado al ciento por ciento con el Leganés, Javier Aguirre tiene la dura tarea de salvar a los pepineros del descenso. El primer triunfo ya se logró y le restan 23 juegos para conseguir el objetivo.

Reacciona
Comparte

Más contenido de tu interés