Málaga

    Darío Silva, el exmundialista de Uruguay que terminó como mesero y con una pierna amputada

    Fue uno de los delanteros más temibles del mundo a inicios del nuevo milenio, pero un retiro repentino, un accidente y los malos manejos de sus representantes le cambiaron la vida.


    Por:
    TUDN
    Publicado el jue, 16 may - 10:11 AM CDT. Actualizado el jue, 16 may - 10:41 AM CDT.

    Darío Silva jugó en Italia, España e Inglaterra, fue mundialista, pero hoy está en la ruina.

    Imagen Getty Images/El Chiringuito
    Darío Silva jugó en Italia, España e Inglaterra, fue mundialista, pero hoy está en la ruina.

    Hoy día es mesero en una pizzería, pero en su momento Darío Silva fue uno de los delanteros más temibles de finales de la década de los noventa y comienzos del nuevo milenio, fue mundialista por Uruguay en Corea-Japón 2002, pasó por clubes como Peñarol, Cagliari, Espanyol, Málaga, Sevilla y Portsmouth, club del que se retiró en 2006. Lo increíble es que todo el dinero acumulado se le esfumó.

    Publicidad

    El exdelantero charrúa dice que sus representantes lo llevaron a la ruina: “Ellos manejaron el dinero, hicieron lo que quisieron y después se robaron el dinero”, indicó el exfutbolista al programa ‘El Chiringuito’. Silva se retiró de forma repentina luego de que Uruguay no clasificara al Mundial de Alemania, pero dice que esa decisión tuvo motivaciones muy personales.

    Silva jugando con el Málaga contra el Real Madrid de Zidane.

    Imagen Getty Images
    Silva jugando con el Málaga contra el Real Madrid de Zidane.

    “Mi padre me dijo en la cara que no sabía si iba a aguantar más de tres meses vivo y por eso dejé el fútbol”, pero a los pocos días de haber regresado a Montevideo, el 23 de septiembre del 2006, sufrió un grave accidente que le cambió la vida. Perdió el control de su camioneta, chocó contra un poste de luz y salió disparado, sufrió una fractura en el cráneo y otra en su pierna derecha.

    Iba acompañado de otros dos futbolistas, Elbio Papa y Dardo Pereira, quienes resultaron tan sólo con algunas heridas. Mientras que Silva era amputado de la parte inferior a la rodilla de la pierna derecha: “Cometí un error, me sucedió esto y ya está. Me dolió lo que sucedió, pero menos mal que no pasó más de lo previsto”, dijo.

    La selección charrúa se solidarizó tras el accidente de Darío.

    Imagen Getty Images
    La selección charrúa se solidarizó tras el accidente de Darío.

    Atrás quedaron los lujos, el dinero, los viajes y los goles, ahora es mesero en una pizzería en Málaga donde atiende sonriente, bien adaptado a una prótesis para su pierna y sólo con sus recuerdos de una vida de profesional que se extinguió hace casi 13 años.

    En alianza con
    civicScienceLogo