null: nullpx
Los Angeles Rams

Los Angeles Rams: un serio contendiente al Super Bowl LIII

Los Rams de Los Angeles vienen de una temporada de ensueño y parecen mantener la inercia que los hará buscar un lugar en el Super Bowl LIII.
28 Ago 2018 – 8:16 PM EDT

Los Rams de Los Angeles fueron la gran revelación de la temporada pasada en la NFL y ya no es sorpresa para nadie pensar que pueden ser los campeones de la Conferencia Nacional, pero ¿qué tan posible es eso?

De entrada, tendrán una dura competencia en el Oeste de la NFC, que pinta para ser una de las divisiones más peleadas de la Liga, pues los Arizona Cardinals y los San Francisco 49ers llegan bien armados, aunque en el papel no tanto como los Rams.

Con marca de 11-5, los Rams sorprendieron como campeones divisionales la temporada pasada, sin embargo, sucumbieron ante la experiencia de los Atlanta Falcons en la Ronda de Comodines y fueron eliminados en casa por marcador de 26-13.

Jared Goff se apropió de la titularidad en su segundo año y lanzó para 3 mil 804 yardas, 28 pases de anotación y solo siete intercepciones, pero lo que llamó más la atención fue su rating de 100.5.

Su tarea para este año será responder en situaciones límite, pues se vio muy limitado en aquel partido de Playoffs ante Atlanta, un escenario que no había pisado.

Pero lo que hace fuerte a la ofensiva de los Rams es que tiene un backfield fuerte, encabezado por Todd Gurley, el Jugador Ofensivo del Año de la NFL con sus mil 305 yardas por tierra y 788 por aire, que lo hicieron la mayor amenaza para los rivales.

Mientras Gurley esté sano y Goff haya aprendido lecciones de la temporada pasada, nadie debe dudar de la capacidad de los Rams para llegar lejos este año.

Sean McVay tomó el puesto de head coach en enero de 2017 con apenas 30 años y 354 días, el más joven en la historia de la Liga. El poco crédito que había en él lo convirtió en un título divisional en su primera temporada y eso lo tiene proyectado con el potencial de ser un entrenador histórico, pero que aún tiene que comprobarlo.

En defensa hay poco que reprocharles y solo una serie de inoportunas lesiones los harían realmente vulnerables. Su secundaria tendrá cuatro duras pruebas cuando enfrenten a San Francisco y Seattle, que cuentan con dos quarterbacks que ya han dado buenas notas, uno consolidado y otro en el camino: Russell Wilson y Jimmy Garoppolo. Eso sin contar a Sam Bradford con los Cardinals, quien parece que regresará a tiempo tras una larga lesión.

Si se mantiene la inercia de la temporada pasada, los Rams deben pelear no solo el título de la división, sino uno de los dos mejores lugares de la NFC, que le permita descansar en la Semana de Comodines. Una eventual Final de Conferencia ante los monarcas de la NFL, los Philadelphia Eagles, no luce nada descabellada.

RELACIONADOS:Los Angeles Rams

Más contenido de tu interés