null: nullpx

En el deporte se hace lo imposible para ganar, ¡hasta trampa!

La reciente exclusión de Rusia por dopaje y manipulación de resultados, los dejará fuera de competencias mundiales durante los próximos cuatro años.
9 Dic 2019 – 11:04 AM EST
Reacciona
Comparte
1/15
Comparte
Todos los atletas buscan la victoria a como de lugar, sin embargo algunos han recurrido a prácticas desleales que, tarde o temprano, han salido a la luz. Crédito: Adam Pretty/Getty Images
2/15
Comparte
Ningún caso ha sido tan grande en el mundo del deporte como el dopaje ruso. La Agencia Mundial Antidopaje (WADA por sus siglas en inglés), decidió ‘castigar’ a Rusia por manipular datos y ocultar supuestos casos de dopaje positivos de sus atletas. Crédito: Maddie Meyer/Getty Images
3/15
Comparte
Más de 1,000 atletas olímpicos rusos se beneficiaron de esta manipulación de resultados por dopaje. Todo Inició en los Juegos Olímpicos de Sochi y se volvió una rutina para todos los atletas rusos involucrados en competencias internacionales. Crédito: Joe Scarnici/Getty Images
4/15
Comparte
Houston Astros han sido acusados recientemente por robar señales a rivales en 2017, pues se reveló que el equipo utiliza una cámara para espiar a sus rivales mediante señales del catcher al pitcher. Curiosamente en ese año, los Astros fueron campeones de las Grandes Ligas. Crédito: Christian Petersen/Getty Images
5/15
Comparte
Uno de los casos más sonados en el futbol americano, fue cuando descubrieron que los balones usados en el partido de los Patriots contra los Colts en 2015, no tenían la presión correcta y se sospechó que el equipo de New England los desinfló a propósito, este caso fue conocido como “Deflategate”. Crédito: Maddie Meyer/Getty Images
6/15
Comparte
En el 2015 el equipo de Atlanta Falcons puso ruido falso en las bocinas del estadio, ovaciones y gritos de aficionados, para que los rivales se sintieran presionados, este evento fue mejor conocido como el “noisegate”. Fueron multados con 350 mil dólares. Crédito: Kevin C. Cox/Getty Images
7/15
Comparte
El mundo del futbol jamás podrá olvidar aquel mundial en donde Diego Armando Maradona marcó “la Mano De Dios”. Fue el primer gol de Argentina ante Inglaterra y ahí los argentinos se proclamaron campeones del mundo. Los ingleses protestaron pero el árbitro no vio nada. Crédito: Getty Images/Getty Images
8/15
Comparte
Marion Jones ganó dos medallas de bronce y tres de oro en los Juegos Olímpicos de 2000 en Sidney. Jones negó el uso de esteroides, pasando todas sus pruebas de drogas durante los Juegos Olímpicos, En 2007 admitió el uso de esteroides, fue despojada de sus medallas. Crédito: ADAM BUTLER/AP
9/15
Comparte
Una atleta cubana, Rosie Ruiz, ganadora del maratón de Boston en 1980, tomó el metro a mitad de la carrera y bajó su tiempo a 25 minutos. Después de las investigaciones, se dieron cuenta de la trampa que había realizado esta atleta. Crédito: AP
10/15
Comparte
El mundo de patinaje vivió la rivalidad más grande, pues Tonya Harding y Nancy Kerrigan eran las mejores patinadoras artísticas de los 80-90’s. El esposo de Harding mandó a romperle la pierna a Nancy, lo cual le valió a Tonya ser número uno. Tras las investigaciones, Tonya fue suspendida de por vida. Crédito: Getty Images
11/15
Comparte
Durante los juegos paralímpicos en Sidney 2000, el equipo de basquetbol de España presentó un equipazo y se quedaron con el oro. Posteriormente se descubrió que sólo dos de los integrantes del equipo sí tenían una discapacidad, el resto no las tenían. Crédito: RICK RYCROFT/ASSOCIATED PRESS
12/15
Comparte
En el 2009 Francia recibió a Irlanda en partido clasificatorio a Sudáfrica 2010. Fue en el minuto 103 cuando Thierry Henry controla el balón con el antebrazo y dio pase para gol que llevó a los franceses al Mundial. Joseph Blatter, presidente de la FIFA, le dio cuatro millones de euros a la Federación de Eire para que no denunciaran lo ocurrido. Crédito: MICHEL EULER/ASSOCIATED PRESS
13/15
Comparte
Lance Armstrong, vencedor del cáncer y ganador de siete Tours de Francia, desarrolló el método de dopaje más sofisticado que le permitió ser protagonista de toda una historia de gloria y éxito, la cual le ha costado más de 10 millones de dólares. Crédito: Bas Czerwinski/AP
14/15
Comparte
Ben Johnson fue protagonista de la historia más sucia de la historia en Juegos Olímpicos, pues consumió el analógico estanozolol previo a su presentación en Seúl. Marcó 9.79 segundos, un récord mundial impresionante para esa época. Tres días después, su triunfo fue anulado por dopaje y Carl Lewis fue nombrado campeón. Crédito: GARY KEMPER/AP
15/15
Comparte
La Operación Puerto marcó el deporte del ciclismo español, pues había un laboratorio donde se realizaban prácticas sospechosas con anabolicos, esteroides, bolsas con plasma y glóbulos rojos, hormonas de crecimiento o EPO. Se vieron involucrados numerosos ciclistas e incluso ganadores del Tour de Francia. Crédito: RICCARDO DE LUCA/AP
Reacciona
Comparte
En alianza conCivic Science

Más contenido de tu interés