null: nullpx
NFL Blogs

Seahawks, Steelers, Panthers encabezan el Top 10 equipos NFL con más talento en sus filas

¿Qué equipos han hecho bien su proceso de construcción para un roster de campeonato?
25 May 2016 – 2:48 PM EDT

Por: Bucky Brooks / analista de NFL Media

El proceso de construcción de un roster de campeonato requiere dos áreas claves: la adquisición de jugadores y su desarrollo.

Gerentes generales y entrenadores deben trabajar en conjunto para tener a los hombres correctos para sus esquemas de ambos lados del balón. Y luego – lo más crucial – deben trazar un plan para ayudar a cada jugador a maximizar sus habilidades para brillar dentro de ese esquema.

Cuando trabajé como scout para los Seattle Seahawks y los Carolina Panthers, descubrí que equipos de campeonato por lo general tienen alrededor de 8 a 10 jugadores "blue-chip" (de mayor valor) en su roster. Estos chicos por lo general se encuentran entre los mejores jugadores de la NFL en sus respectivas posiciones.

Teniendo en cuenta el tiempo para evaluar los rosters de cada equipo, aquí te presentamos a los 10 con mejor talento rumbo a la temporada 2016.

(NOTA: los novatos no se incluyeron en este análisis porque aún no hemos visto cómo serán desplegados en el roster –y qué impacto tendrán – de sus respectivos equipos).

Blue chips: Russell Wilson, QB; Doug Baldwin, WR; Jimmy Graham, TE; Michael Bennett, DE; Bobby Wagner, LB; K.J. Wright, LB; Richard Sherman, CB; Kam Chancellor, S; Earl Thomas, S.

Los que van subiendo: Thomas Rawls, RB; Tyler Lockett, WR/PR/KR; Jeremy Lane, CB.

El dominio terrestre de los Seahawks ha sido impulsado por su excelente modelo de selección-y-desarrollo. John Schneider y Pete Carroll han identificado jugadores de impacto en cada etapa. Con un cuerpo técnico colocando a jóvenes talentos en el campo, los 'Halcones Marinos' han sido contendientes al Super Bowl en las últimas cuatro temporadas. La tendencia debe continuar con la defensiva liderando el camino detrás del esfuerzo colectivo de Sherman, Thomas y Chancellor en lo profundo. Wilson creció como líder en el 2015, desarrolló una relación con Baldwin que podría ayudar a Graham a recuperar su estatus como un gran ala cerrada este año, mientras se enfrenta a una mayor cobertura uno-a-uno.


Blue chips: Ben Roethlisberger, QB; Le'Veon Bell, RB; Antonio Brown, WR; Maurkice Pouncey, C;David DeCastro, OG; Cam Heyward, DE; Lawrence Timmons, LB.

Los que van subiendo: Martavis Bryant, WR; Stephon Tuitt, DE; Ryan Shazier, LB.

Los Steelers podrían ser francamente aterradores para este 2016, con un roster lleno de talento en ambos lados de la pelota. La ofensiva cuenta con la versión más explosiva de los “tríos” (quarterback, corredor y receptor) en la NFL, con Roethlisberger, Bell y Brown todos entre los mejores en su posición. (Bryant cuenta con las habilidades para llegar a ser una estrella, pero su larga suspensión puso eso en espera para el 2016). A la defensa, la aparición de Timmons y Heyward como jugadores de impacto a lo largo de la línea frontal podría ayudar a que la defensa regrese a la posición de elite y ayudar al recorrido rumbo al Super Bowl.


Blue chips: Cam Newton, QB; Jonathan Stewart, RB; Greg Olsen, TE; Ryan Kalil, C; Kawann Short, DT; Star Lotulelei, DT; Luke Kuechly, LB; Thomas Davis, LB.

Los que van subiendo: Kelvin Benjamin, WR; Trai Turner, OG; Kony Ealy, DE.

Muchos huecos en el roster de los Panthers antes de la pasada temporada. Ahora es el momento de reconocer el tremendo trabajo que ha hecho el gerente general Dave Gettleman armando un equipo con calibre de campeón. Carolina se ha renovado en la línea frontal defensiva con un par de DTs (Short y Lotulelei) y un par de linebackers dinámicos (Kuechly y Davis) controlando el centro del campo. A la ofensiva, Newton encabeza una unidad explosiva que cuenta con Stewart en el backfield para encabezar un rudo ataque terrestre. Olsen y Benjamin serán un dolor de cabeza en el juego aéreo. Los Panthers tienen más que suficientes municiones para lograr otra carrera rumbo al Trofeo Vince Lombardi.


Blue chips: Demaryius Thomas, WR; Emmanuel Sanders, WR; Derek Wolfe, DE; Von Miller, LB;Brandon Marshall, LB; Aqib Talib, CB; Chris Harris Jr., CB; T.J. Ward, S.

Los que van subiendo: C.J. Anderson, RB; Shane Ray, DE; Bradley Roby, CB.

Los campeones defensores están revirtiendo la tendencia de sobrepagarle a quarterbacks sin experiencia. John Elway cuenta con un roster balanceado que cuenta con jugadores de impacto a ambos lados del ovoide. En particular, la defensiva está recargada de chicos que logran grandes jugadas en momentos clave como Miller, y la secundaria le hace difícil la situación a los quarterbacks que buscan atacar el perímetro por aire. La inesperada salida de Brock Osweiler de los Broncos y sin una respuesta sólida en el puesto de quarterback, pero la presencia de Thomas y Sanders podría ayudar a un joven pasador (Paxton Lynch) o a uno experimentado (Mark Sánchez) para disfrutar de suficientes domingos productivos para mantener a los Broncos en la lucha por refrendar el título.


Blue chips: Adrian Peterson, RB; Kyle Rudolph, TE; Linval Joseph, NT; Everson Griffen, DE; Anthony Barr, LB; Xavier Rhodes, CB; Harrison Smith, S.

Los que van subiendo: Teddy Bridgewater, QB; Sharrif Floyd, DT; Eric Kendricks, LB.

Los Vikings se están construyendo para ser fuertes contendientes en la NFC para las próximas temporadas. Rick Spielman y Mike Zimmer han reunido un roster de primera con grandes talentos. A la defensiva, los ‘Vikingos’ cuentan con un conjunto de cazamariscales con gran energía (Griffen y Barr) para complementar una sólida defensiva de bloqueadores (Joseph). Con Rhodes demostrando que puede ser CB1, la defensiva de los Vikings pueden encabezar un recorrido al Super Bowl con una pequeña ayuda de una ofensiva liderada por el imparable Peterson.


Blue chips: Alex Smith, QB; Jamaal Charles, RB; Jeremy Maclin, WR; Travis Kelce, TE; Dontari Poe, NT; Justin Houston, OLB; Derrick Johnson, LB; Marcus Peters, CB; Eric Berry, S.

Los que van subiendo: Spencer Ware, RB; Charcandrick West, RB; Dee Ford, OLB.

Los resultados de los Chiefs has sido sobresalientes desde que Andy Reid y John Dorsey se hicieron cargo en el 2013. El equipo ha llegado a playoffs dos veces en tres temporadas y ha acumulado un récord de 31-17 en temporada regular. La defensa sigue siendo la tarjeta de presentación de los ‘Jefes’, gracias al juego estelar de Houston, Johnson y Berry. Los ‘Big 3’ son excepcionales playmakers en la flor de sus respectivas carreras. (Aunque el estado de Houston para la próxima temporada sigue siendo incierta tras la cirugía de rodilla en febrero). Peters obtuvo críticas favorables y el Novato Defensivo del Año 2015 espera por su primer año como titular. Él podría florecer en su segundo año. Smith no ha tenido el suficiente crédito por su trabajo, pero la presencia de Charles, Maclin y Kelce asegura su éxito como quarterback franquicia de los Chiefs.


Blue chips: Andy Dalton, QB; A.J. Green, WR; Tyler Eifert, TE; Kevin Zeitler, OG; Andrew Whitworth, OT; Geno Atkins, DT; Carlos Dunlap, DE; Vontaze Burfict, LB; Adam Jones, CB/KR.

Los que van subiendo: AJ McCarron, QB; Dre Kirkpatrick, CB.

No se puede negar el talento en el roster de los Bengals – después de todo, el equipo ha llegado a playoffs en cada una de las pasadas cinco temporadas. A pesar de la pérdida de algunos contribuyentes clave (Marvin Jones, Mohamed Sanu y Andre Smith), ‘Cincy’ debe permanecer en la elite de la AFC con una formación que cuenta con un puñado de talento, con un par de receptores explosivos (Green y Eifert). Whitworth y Zeitler solidifican una línea ofensiva que da una excelente protección a Dalton para mantenerlo dentro de la bolsa. Defensivamente, los Bengals tienen una sólida combinación 1-2 combinación en la línea defensiva (Atkins y Dunlap) que crean oportunidades para Burfict. Con Jones creciendo como esquinero No.1 en las últimas etapas de su carrera, Cincinnati aún tiene suficiente poder para continuar su racha en postemporada.

Blue chips: Carson Palmer, QB; Larry Fitzgerald, WR; Mike Iupati, OG; Jared Veldheer, OT; Calais Campbell, DE; Chandler Jones, DE; Deone Bucannon, LB/S; Patrick Peterson, CB; Tyrann Mathieu, S.

Los que van subiendo: David Johnson, RB; John Brown, WR; Michael Floyd, WR.

El crédito para Steve Keim y Bruce Arians por desatar un talentoso elenco de playmakers en la Oeste NFC. Mientras la mayor parte de la atención está en la ofensiva de los Cardinals – debido al resurgimiento de Palmer como quarterback de elite -- es la defensiva del equipo lo que hace la diferencia. La adquisición de Jones le da a los ‘Cardenales’ un legítimo artista de la captura junto con Calais Campbell en la línea defensiva. Esto ayudará a Bucannon a llegar a otro nivel. Peterson y Mathieu son cazadores de pelota con super instintos en el perímetro. En un esquema agresivo de blitz que desafía a los defensores a la altura de su reputación como jugadores de primer nivel, el talento bruto del equipo ha levantado la escuadra de Arians a un nivel superior de la NFC.

Blue chips: Eli Manning, QB; Odell Beckham Jr., WR; Damon Harrison, DT; Jason Pierre-Paul, DE;Olivier Vernon, DE; Dominique Rodgers-Cromartie, CB; Janoris Jenkins, CB.

Los que van subiendo: Weston Richburg, C.

A pesar de todas las críticas que ha recibido el gerente general Jerry Reese por no agregar una gran cantidad de jugadores de primer nivel en los últimos Drafts, los Giants han llenado los huecos de su roster a través de agentes libres agresivos. Las adquisiciones de Harrison, Vernon y Jenkins inmediatamente le dan ese potencial en la defensa. Con Pierre-Paul a punto de recuperarse de una temporada mediocre después de su lesión en la mano y Rodgers-Cromartie considerado como un esquinero de primera clase, la defensiva ‘Big Blue’ podría regresar a la elite esta temporada. Ofensivamente, la combinación Manning-Beckham será una pesadilla para los coordinadores defensivos en la liga. Si los Giants consiguen contribuciones de Víctor Cruz y/o Sterling Shepard del lado opuesto a OBJ, esta ofensiva será un grave problema para sus oponentes.

Blue chips: Tony Romo, QB; Dez Bryant, WR; Jason Witten, TE; Travis Frederick, C; Zack Martin, OG; Tyron Smith, OT; Sean Lee, LB; Orlando Scandrick, CB; Dan Bailey, K.

Los que van subiendo: DeMarcus Lawrence, DE; La'el Collins, OG.

A pesar del record de 4-12 de los Cowboys en el 2015, deberán recuperarse con el regreso de sus mejores jugadores al campo. Romo y Bryant alimentan el peligroso ataque aéreo que perfectamente se complementará con el juego terrestre – uno que realmente puede explotar con la dinámica del novato Ezekiel Elliott como su RB1. La línea ofensiva llena de estrellas es reconocida como tal con Smith, Martin y Frederick . A la defensiva, el regreso de Scandrick de una lesión – se perdió todo el 2015 tras desgarrarse la rodilla en el campamento de entrenamiento – dándole a la unidad un esquinero ultra atlético CB1 para ensombrecer a los receptores de elite en la división Este de la NFC. Si él y Lee se mantienen sanos, la defensa del equipo de la estrella solitaria podría superar las expectativas.

Más contenido de tu interés