null: nullpx
Estados Unidos

¿Debe Estados Unidos volver a Bruce Arena o ir tras Marcelo Bielsa?

Los días de Klinsmann parecen contados y el dilema para el Team USA es: volver al pasado o tener visión de futuro.
16 Nov 2016 – 11:51 PM EST

La derrota más humillante para Estados Unidos en varios, varios hexagonales finalmente mostró la pantalla de GAME OVER para Jürgen Klinsmann. Pese a que el alemán radicado en California tuvo buenas intenciones y magníficas ideas, su ciclo terminó con cada gol de Venegas, Bolaños y Campbell en San José.

En la prensa estadounidense hay una corriente que cobra cada vez más fuerza cuya apuesta se llama Bruce Arena. El aún entrenador del LA Galaxy llevó al equipo de las barras y las estrellas a su mejor participación mundialista en el 2002 y es recordado por depositar su confianza en jóvenes futbolistas que no lo defraudaron como DaMarcus Beasley y Landon Donovan.


Pero, cuatro años después de la Copa del Mundo de Corea y Japón, el propio Bruce Arena no halló cómo extender el recambio generacional y su escuadra cayó eliminada en la fase grupal de Alemania 2006. A Bruce Arena incluso se le puede acusar de haberse acomodado en una zona de confort dirigiendo a las estrellas del Galaxy sin grandes logros ni mucho menos desarrollar talento joven.

Por eso la alternativa es la de tener visión de futuro: alguien que rescate a Estados Unidos y siente las bases para desarrollar un estilo duradero. Desafortunadamente con Klinsmann la táctica jamás acabó de funcionar.

El mejor técnico disponible para selecciones nacionales es argentino, viene de Rosario y su nombre es Marcelo Bielsa. Después de fracasar con su país en el mismo mundial que Arena llevó al Team USA hasta cuartos de final, Bielsa alcanzó una medalla de oro olímpica con la selección sub-23. El ‘Loco’ asimismo obró milagros con una selección al borde del abismo como la chilena en 2007 y marcó lo que a la postre sería el equipo Bicampeón de América.

Más aún: la filosofía de Bielsa, el ‘Bielsismo’, está basada en el grupo primero y en los individuos después. Por eso, equipos de Bielsa como el Athletic Club de Bilbao o el Marsella de Francia lograron poner contra las cuerdas a gigantes como el Mánchester United o el París Saint-Germain. El esfuerzo y la voluntad de victoria lo son todo para Bielsa.

El siguiente seleccionador de Estados Unidos no puede ser un médico de urgencias, sino un arquitecto planificador. Bruce Arena puede hacer el trabajo pero su capacidad para mirar más allá de este hexagonal es muy cuestionable.

El Team USA necesita al extranjero, necesita al ‘Loco’ Bielsa.

RELACIONADOS:Estados Unidos

Más contenido de tu interés