null: nullpx

Creyó que luchar profesionalmente sería más fácil que porterear y debió volver al fútbol

El paso del ‘Hulk Hogan’ alemán por la WWE fue tan fugaz que volvió a ponerse los guantes y las espinilleras para jugar en octava división.
1 Abr 2017 – 06:56 PM EDT
Reacciona
Comparte
1/17
Comparte
La historia de Tim Wiese es extraña y peculiar: en sus inicios, se le creía como el sucesor del mítico Oliver Kahn, porque también era dado a perder la cabeza fácilmente. Crédito: Michael Steele/Getty Images
2/17
Comparte
Siempre fue temperamental, pero sus siete buenas temporadas con el Werder Bremen le ganaron su primera convocatoria con Alemania en el 2008. Crédito: Getty Images.
3/17
Comparte
Siempre le gustó brindar espectáculo para la tribuna: ya fuera con sus pantalones largos o yendo al ataque buscando goles. Eso sí, nunca marcó en la Bundesliga. Crédito: Getty Images.
4/17
Comparte
Joachin Löw siempre lo consideró entre los tres porteros convocables para la 'Mannschaft'. Crédito: Getty Images.
5/17
Comparte
Wiese es muy amigo de Mesut Özil (con quien compartió vestidor en el Werder Bremen) y de Sami Khedira. Acá se los ve con la canciller de Alemania, Angela Merkel. Crédito: Getty Images.
6/17
Comparte
Fue incluido en la nómina alemana para Sudáfrica 2010 en un momento de transición generacional entre los experimentados y los jóvenes (Müller, Hummels y Schürrle) que venían empujando fuerte desde abajo. Crédito: Getty Images.
7/17
Comparte
El tercer portero de cada selección suele poner el buen ambiente en cada concentración. Wiese no fue la excepción. Crédito: Getty Images.
8/17
Comparte
Tenía difícil jugar de titular con Alemania con la presencia de un monstruo bajo palos como Manuel Neuer. Crédito: Getty Images.
9/17
Comparte
Así que en el 2014 decidió colgar los guantes y entrar de lleno al mundo de la lucha libre profesional. Crédito: Getty Images.
10/17
Comparte
Su apodo era 'The Machine' ('La Máquina') e inmediatamente hizo click con el público. Su popularidad aumentó tanto que se especuló que entraría al mundo de la política. Crédito: Getty Images.
11/17
Comparte
Declaró haberse vuelto luchador porque 'no le importaba más el fútbol'. Unió fuerzas con Sheamus y juntos pusieron de cabeza los cuadriláteros. Crédito: Getty Images.
12/17
Comparte
Gritó sus victorias en la WWE como si fueran las victorias de Alemania en los estadios de fútbol. Crédito: Getty Images.
13/17
Comparte
Los brazos que fortaleció tapando disparos le sirvieron para lanzar a sus adversarios por los aires fuera del ring. Crédito: Getty Images.
14/17
Comparte
Su sueño como luchador profesional era poner en alto la bandera de Alemania peleando en los grandes escenarios de Estados Unidos. Getty Images.
15/17
Comparte
Pero a la edad de 35 años ha decidido que lo suyo son las canchas y no los rings. Hoy debutó en el SSV Dillingen de la octava división alemana. Crédito: Getty Images.
16/17
Comparte
'Porterear es como andar en bicicleta: nunca te olvidas cómo hacerlo', dijo para acallar a sus críticos que dicen que está muy pesado para defender arcos. Crédito: Getty Images.
17/17
Comparte
A los delanteros rivales les dijo: 'Vengan por mí, atáquenme con confianza porque yo tengo algo preparado para todos ustedes'. Crédito: Getty Images.
Reacciona
Comparte
En alianza conCivic Science

Más contenido de tu interés